martes, 30 de junio de 2009

ESTIMULAR EL LENGUAJE ORAL A TRAVÉS DEL JUEGO

Algunos niños de las aulas de Educación Infantil presentan un vocabulario pobre y un desarrollo morfosintáctico inferior al que se esperaría por su edad. En estos casos, aunque la escolarización del niño normalmente va a hacer progresar su lenguaje, suelo recomendar a los padres que jueguen diariamente con sus hijos y dediquen un tiempo a dialogar, hablar y escuchar al niño, mostrando interés por su vida escolar, sus amigos y sus sentimientos.
De forma intencionada, los padres podemos estimular su lenguaje jugando con ellos. Nombrando los objetos que rodean nuestro juego y sus cualidades, verbalizando nuestras acciones, preguntándoles sobre lo que él va haciendo. Imaginemos que nos ponemos con ellos a jugar con los muñecos, a preparles biberones, a jugar con los "cacharritos" a las comidas. En este momento podemos hablar a nuestro hijo de las ropas que le ponemos al muñeco, del frío y el calor, del nombre de los cubiertos y para qué sirve cada uno, del nombre de las comidas y cómo se elabora cada uno...
Imaginemos que jugamos con nuestro hijo con los animalitos de la granja...podemos describirlos y nombrarlos, decir si están dentro o fuera del cercado, contar cuántas patas tienen, hablar de la lana que nos da la oveja y de los alimentos que se obtienen de los animales...de las acciones que realiza el granjero, etc...Podemos hablar y enseñar multitud de cosas a nuestros hijos mientras jugamos con ellos.

Mi cole